Pulpo gratinado con Alioli

El pulpo gratinado con alioli, es una delicia de plato, lo reservo para ocasiones especiales. No es difícil de hacer, quizá un poco laborioso, pero os aseguro que el esfuerzo merece la pena.

 

 

Este plato lo probé por primera vez en un conocido restaurante de mi ciudad, ¡nos encantó a todos! Y pensé, ¿por qué no hacerlo un fin de semana en casa? Y el resultado aquí está.
Una auténtica tortura verlo y no poderlo probar, así que vamos a ello.

 

Cuando hayamos escogido el ejemplar, pediremos al pescadero que nos lo limpie.
En casa una vez bien enjuagado y escurrido, lo meteremos al congelador un par de días. Es importante congelarlo para que después al cocinarlo quede tierno.
A la hora de descongelar, lo dejaremos en la parte del frigorífico, durante un par de días hasta que se haya descongelado por completo.

Ingredientes:

  • 1 Pulpo fresco
  • 4 patatas medianas
  • Sal
  • Sal gruesa
  • Alioli

Ingredientes para el Alioli:

  • 1 o 2 dientes de ajo
  • 1 vaso de aceite de oliva suave o de girasol
  • 1 huevo
  • Sal
  • Un chorrito de vinagre o de limón

Elaboración del Alioli:
Machacar el diente de ajo (quitando el germen central), agregar al vaso batidor junto con todos los ingredientes, introducir la batidora en el fondo del vaso. Comenzar a batir sin mover la batidora. Una vez empiece a emulsionar será cuando movamos la batidora de abajo a arriba hasta que quede la textura de alioli. Reservar.

Para la cocción del pulpo:
Poner al fuego una cacerola sin agua, cuando haya cogido temperatura, introducimos el pulpo y tapamos. Lo dejaremos tapado a fuego suave durante 40 o 50 minutos aproximadamente, soltará agua y se cocerá en su propio jugo. Cuando al pincharlo lo notemos tierno, será la señal de que está listo.
También podéis optar por la olla rápida, se hará del mismo modo pero el tiempo de cocción será aproximadamente de 12 minutos, contando desde que la olla coja presión.
Cuando se haya templado, trocear con unas tijeras y reservar.

 

 

Para la cocción de las patatas:
Aprovechando el caldito que ha soltado el pulpo, añadimos agua y sal, hervimos las patatas enteras sin pelar (bien lavadas y con un corte).
Cuando estén cocidas, les retiramos la piel y hacemos rodajas gruesas.

 

Montaje del plato:
En una fuente para horno, cubrir el fondo con las rodajas de patata, extender por encima el pulpo troceado, espolvorear un poquito de sal gruesa y por último poner una generosa capa de alioli. A continuación metemos en el horno y gratinamos a nuestro gusto.

Y ya solo nos queda disfrutar de nuestro delicioso plato.

¡Espero os haya gustado!
Gracias por seguirme

2 thoughts on “Pulpo gratinado con Alioli

  1. EXCELENTE ya me estoy chupando los dedos, me gusta mucho el sabor del pulpo a la gallega y este nuevo platillo lo PONDRÉ en practica el fin de semana. gracias por compartir.

    1. Hola Julio, si te gusta el pulpo a la gallega, seguro que este plato te va a encantar. Es una manera distinta de cocinarlo y está delicioso…
      Muchas gracias a ti por visitarme y comentar.
      Saludos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *