Pisto de verduras

El pisto de verduras es un plato excelente para el fin de semana. Se puede preparar con antelación y tomar frío ya que está mucho más rico, incluso de un día para otro está todavía mejor. Es perfecto para poner sobre una tosta de pan o acompañar carnes o pescados. Son muchas las opciones que nos ofrece, aunque ya de por sí es un plato muy completo, por eso cuando llega el buen tiempo no puede faltar este tipo de comidas en casa.

¡Vamos a la cocina!

Ingredientes:

  • 1 calabacín
  • 1 berenjena
  • 1 pimiento rojo (yo he puesto medio porque era muy grande)
  • 1 cebolla
  • 100 ml. de aceite de oliva virgen extra
  • 500 grs. de tomate triturado
  • 1 cucharada de azúcar
  • Sal
  • 4 huevos duros (opcional)

 

Elaboración con Thermomix:

Lavar bien las verduras y trocear, yo lo hago manualmente ya que no me gusta que los trozos queden demasiado pequeños.

Introducir en el vaso todas las verduras troceadas: la cebolla, el calabacín, la berenjena, el pimiento y también el aceite. Programar 18 min. Varoma, giro a la izquierda, velocidad cuchara.

Incorporar el tomate, remover un poco con la espátula para repartirlo por todo. Programar 20 min. Varoma, giro a la izquierda, velocidad cuchara.

Pasados unos minutos, echar por el bocal la cucharada de azúcar para corregir la acidez. Y la sal.

Durante los últimos 15 minutos del proceso, poner los huevos en el Varoma, envueltos en papel de film, para que se cocinen al mismo tiempo que el pisto. Una vez acabado verter el pisto en una fuente e incorporar los huevos duros picados.

 

Elaboración tradicional:

Lavar bien las verduras y trocear.

En una sartén amplia verter el aceite , cuando haya cogido temperatura, agregar la cebolla picada y rehogar durante unos minutos, después incorporar el pimiento y sofreír otro par de minutos y por último echar el calabacín y la berenjena. Sofreír a fuego suave hasta que queden tiernas.

Agregar el tomate a la sartén, remover un poco y pasados unos minutos incorporar el azúcar y la sal, cocinar a fuego suave durante 15 o 20 minutos, removiendo de vez en cuando.

Mientras tanto, poner un cazo al fuego para cocinar los huevos.

Una vez acabado verter el pisto en una fuente e incorporar los huevos duros picados.

Preparad una buena barra de pan y a disfrutar…

¡Buen provecho!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *